Son varias las formas coloquiales que en México usamos para decir que hay tener fuerza de voluntad para lograr metas, objetivos, sueños o superar situaciones adversas: “echarle ganas”, “ponerle galleta”, “ponerle h….” , lo cierto es que en la situación que vive el país el Papa Francisco nos dejó un claro ejemplo de lo que significa esta mexicana expresión, pues él en ningún momento dejó de echarle ganas.

Quizá una de las cosas que muchos hemos dejado de hacer es cultivar la fuerza de voluntad para vencer obstáculos, superar retos y hacer realidad nuestros ideales. Por otro lado las crisis que vemos en muchos jóvenes son en buena parte, resultado de una educación carente del fortalecimiento de la voluntad y la formación del carácter en el esfuerzo.

Respecto al ambiente de crisis económica, violencia e inseguridad, está visto que lo que no hagamos los mexicanos a favor de nosotros mismos, nadie lo hará ni instituciones, ni dependencias gubernamentales, en otras palabras no nos queda otra más que ¡echarle ganas!. Por otra parte las organizaciones de la sociedad civil, así como los fieles católicos que participan organizadamente en las tareas de la Iglesia, también fuimos invitados a “salir de la cueva” y ponernos en la primera línea para solucionar los problemas que nos aquejan como sociedad, en otras palabras, el Papa nos convocó a ¡echarle ganas!

En conclusión: ya no se trata de “si fumas o no fumas” sino de ¡chúpale porque se apaga!


Síguenos en la Redes Sociales

Más leidos

  • Semana

  • Mes

  • Todos