Una vez concluido el proceso electoral 2017 el día 4 es el momento de sacar conclusiones. ¿Cuál fue la estratégia que rindió mejores resultados para los contendientes? Sin duda la kuinotécnia. Sólo hay que echar un vistazo y a ojo de buen cubero podremos ver que, particularmente en el Estado de México, los dos punteros que fueron quienes echaron mano de recursos no permitidos por las autoridades en la materia, quienes sirvieron para dos cosas: para nada y para nada.

El uso de recursos públicos, el uso de las instituciones de gobierno, la pasarela de funcionarios del gobierno federal, la utilización de programas federales, el descuento ilegal de un porcentaje del salario de los trabajadores para enviarlos a las cuentas bancarias de los tlatoanis y la suspensión de las pensiones a madres de familia divorciadas, fueron entre tantas otras cosas, parte del cochinero que privó en este proceso "democrático" 2017, sobre todo en Estado de México y Coahuila.

Quedó demostrado que para la kuinocracia "en la guerra como en las elecciones TODO SE VALE".