Como diría el piojo: "Ya salió el peine"... en este asunto del amparo a cuatro personas para el uso lúdico de la marihuana. Para empezar el "bizne" de los amparos para tener la posibilidad de sembrar una planta de marihuana para exclusivo uso personal ya se echo a andar. Cinco amparos más y la legalización de la marihuana será un hecho en México. Los defensores de la legalización de la marihuana insisten en poner a la libertad de cada persona como principal argumento para promover la legislación en esta materia... ¡cada quien su gusto! ¿no? Total que tanto es tantito. Muchos festejan la apertura de esta rendija, por donde piensan que finalmente se colara la posibilidad de que una gran cantidad de personas adquieran la pala para cavar su tumba y la de otros.

Pero en el fondo, ¿qué defienden? la libertad de que, los que gusten, se metan lo que quieran o, la libertad para que un grupo de "vivos" se metan a los bolsillos toda la "lana" que puedan. Por lo pronto "ya salió el peine" ¿a poco no?

A pesar de tener que pasar mucho tiempo en transportes públicos, o tener problemas para finalizar la quincena o vivir en lugares inseguros, como el DF en dónde NO PASA NADA (según las autoridades capitalinas) de acuerdo al estudio titulado "indicador de bienestar subjetivo del INEGI", los mexicanos nos decimos satisfechos y felices.

Dice un refrán de un autor anónimo: "Al Bagazo poco caso y a la basura un escobazo". ¡Menuda tarea le ha tocado a Luis Felipe Bravo Mena! Ni más ni menos que combatir la corrupción en las filas del Parido Acción Nacional y es que si algo ha marcado la imagen del PAN en los últimos años es precisamente la corrupción de muchos de sus militantes de alto nivel, tanto hacia adentro de dicho instituto político, como hacia afuera en los cargos públicos desempeñados por personajes emanados de este partido.