20 de mayo de 2019, Ciudad de México. Más de 12,000 miembros del Equipo Laico al Servicio de la Pastoral procedentes de diversas Diócesis en el país participaron en la XXXII peregrinación al santuario de Cristo Rey de la paz, en Silao, Guanajuato.

El evento realizado el sábado 18 de mayo fue organizado por la Coordinación General de la obra que contó con la asistencia de hermanos de las 58 Diócesis donde el Equipo Laico tiene presencia como Atlacomulco, Arquidiócesis Primada de México, Chilpancingo, Ciudad Valles, Ecatepec, Puerto Escondido, Puebla, Nezahualcotl, Tlaxcala, Toluca, Tlalnepantla, Texcoco, Tampico entre otros, que arribaron en alrededor de 300 autobuses durante toda la noche del viernes.

Los peregrinos tuvieron la opción de subir en los autobuses, o velar toda la noche en las faldas del cerro del cubilete conocido como El Valle, donde voluntarios del Equipo Laico realizaron alabanzas, dinámicas y oraciones para animar a los presentes.

Luego de un recorrido de más de 14 kilómetros hacia el santuario, los fieles laicos aprovecharon para postrarse a los pies del Divino Maestro, y dar gracias por ser instrumentos del Espíritu Santo para llevar a cabo la obra de anunciar el Evangelio, formar dirigentes parroquiales y ser luz y sal en el mundo.

“Es como el peregrinar en la vida, que tiene subidas y bajadas y que cuesta trabajo llegar, pero al final Dios te toma de la mano y te ayuda a llegar a su presencia” señaló una de las peregrinas de la Obra Apostólica que ya transita hacia la celebración de los Cincuenta años de su fundación.

El excelentisimo Monseñor Don Roberto Octavio Balmori Cinta, Obispo de Ciudad Valles, presidió la solemne eucaristía en la explanada del monumento quien recordó a todos los presentes la responsabilidad de seguir a Cristo y hacer vida el evangelio.

Un total de 430 servidores voluntarios fueron convocados para atender las necesidades propias de la organización, mismos que fueron distribuidos en cinco comisiones como Registro, cuya labor era recibir y registrar los autobuses que ingresaban; Valle, que se encargaban de amenizar la velada en las faldas del cerro del cubiliete; Acomodo, quienes indicaban a los autobuses donde estacionarse; Santuario, responsables del correcto flujo de feligreses para el ingreso al santuario; Ermita, responsables de la celebración de la santa eucaristía, y servicios médicos, integrada por galenos y enfermeras que atendían a los peregrinos.

La peregrinación al santuario de Cristo Rey del Equipo Laico al Servicio de la Pastoral se realiza cada año y es considerada por la Diocesis de León como una de las mejor organizadas.

Mira los videos de la peregrinación aquí


Síguenos en la Redes Sociales

Más leidos