Colors: Purple Color

En medio de la chunga y el cotorreo en torno a la lotería para vender el avión presidencial, se han introducido al Congreso modificaciones a la Reforma Penal, mejor conocida por establecer juicios orales, aprobada en el año 2008 y que, según lo que decían los artículos transitorios de la misma, debía haber quedado plenamente implementada en el año 2016. Al terminar ese plazo, ocurrió lo que fue una constante durante la dictadura perfecta: inaugurar obras, en este caso la Reforma Penal, sin que en realidad estuviera lista para funcionar.

En estos primeros meses del gobierno de MORENA, el debate de los temas nacionales ha sido bastante limitado. En vez de razones, hemos tenido insultos, falacias y un uso cada vez mayor de frases tratando de avergonzar al contrincante, para acallarlo. La vergüenza como arma, se podría decir. De eso, sí ha abundado. Y hasta creen que eso es debate. Eso, además de las “fake news” y los “otros datos”, tan socorridos.

De las críticas que se hacen a Andrés Manuel, una de las importantes es su autoritarismo. Otras críticas llegan a lo infantil: que si es viejo, que si habla despacio, su acento, hasta sus hábitos alimenticios o si ha ganado peso. Cosas que nada tienen que ver con su toma de decisiones. Pero, ¿es un caso único, o vivimos todos los mexicanos en una cultura del autoritarismo?