• Maribel Ordoñez y  Felipe Pérez  expusieron al Consejo RED FAMILIA
  • Realizaron la promoción de la evangelización integral de las familias
  • Destacaron principios y enseñanzas de la “Parábola del Hijo Pródigo”
  • Meta: transformar la sociedad por obra de la humanización cristiana

Ciudad de México, 6 de marzo de 2020.- Muchas de las causas de la violencia resentida en México -que lo han llevado a establecer récords en número de homicidios y feminicidios así como en perpetración de delitos- se encuentran en adversos entornos familiares, de ahí la importancia de promover la Evangelización de las Familias, de la concientización de sus valores, de su identidad y misión como parte de la sociedad y de la iglesia, de acuerdo al proyecto de Dios, propósito central del “Mes de la Familia”, impulsado por la Arquidiócesis Primada de México, que encabeza el EMMO. Señor Cardenal Don Carlos Aguiar Retes, coincidieron en señalar Maribel Ordoñez de Pérez y Felipe Pérez Cervantes, directores de la Dimensión de Adultos y Familia de la Vicaria Pastoral de dicha Arquidiócesis.

A través de un SIGNIS TALKS “Por el Bienestar de las Familias” transmitido a través de redes sociales por más de 25 medios de comunicación, gracias a la colaboración inédita de Red Familia, cuyo consejo es presidido por Manuel Campero y dirigido por Mario Romo, y SIGNIS México, cuyo presidente es Ricardo Cruz, desde la sede del Club de Industriales en la Ciudad de México, Ordoñez de Pérez y Pérez Cervantes coincidieron en la importancia de paliar el desánimo y angustia por las dificultades diarias y el adverso entorno social, de seguridad pública y económico del país, a través del impulso, la promoción y el aprovechamiento de la evangelización integral de las familias, para que vivan su identidad y misión, como parte de la sociedad y de la Iglesia, según el proyecto de Dios a partir de la propia experiencia de comunión familiar y, así, formar discípulos dispuestos a esparcir la palabra del Señor en todo el territorio nacional en torno a los valores humanos y cristianos.

Luego de que el vicepresidente de SIGNIS México, Carlos Valles Ayoub, destacará la importancia del establecimiento de sinodalidad (caminar juntos: laicos, pastores, obispos de Roma) y sinergia (acción conjunta de varios actores e instituciones en torno a un mismo fin) entre la Arquidiócesis Primada de México, Red Familia y esta organización de comunicadores católicos laicos, los ponentes subrayaron la trascendencia de estas actividades para desarrollar las metas establecidas en el “Mes de la Familia”, y generar de esta forma, desde la misma base de la sociedad, misioneros que lleven el evangelio a quienes lo necesitan y requieran hasta su mismo hogar.

Al destacar la trascendencia de la enseñanza de la Parábola del hijo pródigo (Lucas 15:11-32), subrayaron el valor de la sensibilización de los ciudadanos en el trabajo a favor de la familia, con el fin de ir generando mayor entendimiento y amor en torno a la vida familiar. Indicaron la importancia del perdón; de sus acciones concretas: el “perdonarte” a ti mismo; el pedir sinceramente perdón por las ofensas conferidas a tus semejantes (“perdóname”); y el enorme valor de brindar el perdonar a quien te lo solicita (“perdonarlo”). Los principios y valores de ese pasaje son fundamentales en la misión evangelizadora de los nuevos misioneros, quienes serán los responsables de esparcir y sembrar la Palabra de Dios.

Pusieron especial énfasis en el acompañamiento a las diferentes etapas de la vida familiar, reflexionando sobre los diversos aspectos que integran la convivencia familia: la pareja, los hijos, los abuelos; el trabajo; y los infaltables problemas, definiendo un plan de acción para resolver conflictos y vencer aquellos defectos que repercuten negativamente en el desarrollo familiar. Destacaron los objetivos de: consolidar la estructura pastoral; anunciar a los habitantes de la Ciudad de México el Evangelio de la Familia y la labor que la Iglesia les brinda como un especio para ayudarlos a vivirlo; formar a las familias con los talleres y dinámicas sobre el mismo evangelio; y ofrecer espacios donde las familias puedan transmitir la riqueza de la familia en temas socio-caritativos o hablando a otros de la riqueza de ésta.

Recordaron los antecedentes históricos de estas actividades: desde hace algunos años, el Consejo de la Comunicación, la Comisión Arquidiocesana de Pastoral Familiar, el gobierno, organizaciones civiles, escuelas y empresas llevaron a cabo un plan para lograr que el primer domingo de marzo se celebrará el “Día de la Familia”. El 2 de marzo de 1985, el Diario Oficial de la Federación publicó el Decreto por el que creó el “Día Nacional de la Familia”. Años después, la Comisión Pastoral Familiar lo extendió para convertirse en la “Semana de la Familia”, volviéndose el año 2015 el “Mes de la Familia”.

Indicaron que La Pastoral Familiar a su vez es una acción organizada y planificada la cual la realiza la Iglesia, por medio de agentes específicos, capaces de ofrecer los instrumentos necesarios para la formación de la familia; para ofrecer orientaciones en la vivencia familiar; para transformar la sociedad por obra de la evangelización humana y cristiana; y para defender y promover la vida y el amor, como valores esenciales de la dignidad humana.

Maribel Ordoñez y Felipe Pérez subrayaron: sustancialmente se pretende dar continuidad al plan pastoral de la Arquidiócesis de México para seguir dando el anuncio de esperanza en nuestra ciudad a través de los laicos comprometidos y organizados, cuyos destinatarios son los alejados, los pobres, los jóvenes, enfermos, familias, ancianos, discapacitados, etcétera. Se orienta a motivar la participación de los laicos en los eventos que organizan las diferentes instancias de la Vicaría de Laicos y de la Arquidiócesis en general. También tiene el propósito de apoyar al matrimonio y a la familia con la certeza de que la evangelización pretende en gran parte de la Iglesia doméstica y que la familia cristiana participa en la realización del Reino de Dios.

Para concluir este mes, habrá dos eventos de clausura: el sábado 28 de marzo, a las 16 horas, se realizará el VITAE FEST, en el Monumento a la Revolución, con la participación de destacados artistas; y el domingo 29 de marzo, se efectuarán simultáneamente clausuras en todas la parroquias, con la Celebración Eucarística y convivencia parroquial.