Ciudad de México.- “Necesitamos un laicado nuevo pues lo exige la realidad; no podemos quedar en el pasado ni añorar cosas antiguas” reflexionó el obispo Víctor Alejandro Aguilar Ledesma, titular de la Dimensión Episcopal para los Laicos (DELAI) en la invitación para la celebración el próximo 21 de noviembre del Día del Laico.

El evento busca reconocer y reanimar la participación social de los creyentes católicos organizados en todo el territorio nacional. Para esta segunda edición de este acto celebrativo, los convocantes han dispuesto que los actos se transmitan virtualmente a través de todos los medios de comunicación. A través del apoyo de SIGNIS México, la DELAI presentó los pormenores de la celebración que se realizará en Querétaro bajo el lema ‘Laicos católicos en acción por México. Por la unidad, la esperanza y libertad’.
Víctor Alejandro Aguilar Ledesma, obispo auxiliar de Morelia y titular de la DELAI, convocó a los laicos mexicanos y presentó los acentos de la celebración enmarcados en el trienio:

“Es apasionante el mundo de los laicos. Primero celebramos con ‘laicos de brazos abiertos’ porque no queremos brazos cruzados ni indiferentes ante lo que ocurre en el país y la Iglesia. En esta segunda edición convocamos a los ‘laicos organizados que entren en acción’ en lo que tenga que ver con la unidad de México y la Iglesia. Hemos visto cómo se polariza la sociedad; queremos invitar a los laicos a la acción en la unidad, creando esperanza para nuestros pueblos”.

El obispo pidió a los laicos a generar esperanza y a promover la libertad en todos los campos “en los medios de comunicación, de expresión, de libertad religiosa; en fin, en tantos casos donde la libertad se siente comprometida”.

Aguilar Ledesma además compartió una reflexión sobre cómo percibe la identidad laical católica en México: “Veo tres corrientes en nuestro laicado. La del tipo espiritual, que es buena, que promueve la oración, la consagración… hay muchas cosas positivas. Hay otro tipo de laicado que enfatiza mucho la formación. Son muy buenos, pero hay que recordar que no todo es la formación, es sólo un aspecto. Finalmente hay otros de mucha acción, propositivos, de movilización, provida, cabildeo con políticos, grupos de acción y presencia pública del laicado. El punto más importante es hacer que estas tres corrientes las podamos meter en sinodalidad, en una misma fuerza. Es un gran reto”.

Uno de los principales desafíos para lograr un laicado participativo, solidario y en plena comunión es, a decir del obispo Aguilar: “unir, encauzar la fuerza del laicado, orientar hacia un rumbo, seguir una visión de la Iglesia” comprendiendo dos fenómenos que se deben atender. “En el laicado también hay protagonismos que necesitan reconocimiento social, que les gustan los reflectores y el incienso. Es cierto que todos miramos que somos católicos, que vemos por el bien de la patria, pero los modos, las maneras aún necesitan atención… [además] Tenemos un mundo de laicos muy clericalizados… que no pueden vivir si no está el nuncio, el obispo. No entienden que el laicado tiene su espacio, su hábitat natural”.

Esta segunda edición del Día del Laico de este 2020, se realizará desde Querétaro con la venia del obispo Fidencio López Plaza y sus eventos a puerta cerrada y con presencia reducida de fieles se transmitirán por redes sociales y medios de comunicación digital.

La agenda del Día del Laico 2020 comenzará con el encendido de cirio de la unidad y unas palabras del presidente de la Conferencia del Episcopado Mexicano, Rogelio Cabrera López, arzobispo de Monterrey. Posteriormente se tendrá una disertación sobre cómo “la realidad está reclamando un nuevo laicado, la participación de los ciudadanos católicos en el contexto mexicano. Laicos que sepan descubrir el reclamo que Dios nos hace en esta nueva realidad”.

También se realizará un diálogo con laicos académicos, políticos y empresarios en tres paneles: “México mejor desde la educación; Diálogo con políticos comprometidos con el bien común; y, La importancia del empresario mexicano para una economía solidaria”.

Como en la primera edición se fortalecerá la inspiración de los laicos del siglo XXI con la historia de los santos mexicanos laicos como los Niños Mártires Tlaxcaltecas, el Beato Anacleto González Flores, san José Sánchez del Río y san Juan Diego Cuauhtlatoatzin.

Además de momentos de oración, consagración y celebración eucarística, también se contará con la reflexión doctoral sobre la Virgen de Guadalupe por parte del canónigo Eduardo Chávez Sánchez; la presentación de proyectos ciudadanos laicales en medio de la pandemia, en la crisis económica y hacia el 2021; finalmente se contará con un mensaje especial del papa Francisco al laicado mexicano.

La primera edición del Día del Laico se realizó el 23 de noviembre 2019 en Guanajuato; convocó a 13 mil fieles en el parque Guanajuato Bicentenario y se contó con la presencia del nuncio apostólico en México, Franco Coppola; el arzobispo de León, Alfonso Cortés Contreras y otras personalidades.

Para el 2021, se espera que la DELAI convoque en mayo a un acto en la Plaza Mariana de la Ciudad de México bajo el lema ‘Laicos decididos a construir la Casita sagrada’ y para noviembre en la Plaza de los Mártires en la Arquidiócesis de Guadalajara bajo el lema ‘Laicos testigos’.


Síguenos en la Redes Sociales

Más leidos

  • Semana

  • Mes

  • Todos